PORNO CHILENO, VIDEOS XXX GRATIS

Si ella me pide verga, yo le doy sin recato


Mi polola llegó ese día con muchas ganas de verga. Cuando se subió encima mío pude sentir como mi pene aguantaba todo su peso, y cuando se movía sentía que la cabeza se me iba a salir y se iba a perder entre sus carnes. Felizmente me pude vaciar en su concha estrecha, así que cada vez que quiero botar mi leche, uso su concha para vaciarme. Un lugar caliente y húmedo, muy receptivo para mi simiente. Tenemos una historia muy larga por delante. No creo que lleguemos a casarnos pero la dejaré muy bien entrenada para su futuro esposo.